Este sitio web de noticias News Economía ha sido incorporado a la nueva plataforma digital NEWS ESPAÑA, que está en periodo de pruebas, aunque ya se puede visitar haciendo clik en este enlace ECONOMÍA NEWS. La nueva plataforma se pondrá en funcionamiento en unos pocos días

sábado, 19 de septiembre de 2009

La supresión de los 400 euros subirá el IRPF a 16 millones de trabajadores y pensionistas

Las cajas proponen aumentar el IVA y el Impuesto sobre la Renta a las clases medias y mayor austeridad en el gasto para costear la factura de la crisis
CÉSAR CALVAR COLPISA. MADRID/ La Verdad
La supresión de la deducción de los 400 euros del IRPF aumentará la factura fiscal de más de 12,1 millones de trabajadores y de la mitad de los pensionistas, unos seis millones de beneficiarios de prestaciones. De sus huchas y cuentas bancarias se escurrirán en 2010 los 4.514 millones de euros de recaudación adicional que generará la desaparición de esta rebaja fiscal, que el Gobierno inventó en 2008, semanas antes de las elecciones generales. El montante de esos ingresos, calculado por la Fundación de las Cajas de Ahorro (Funcas), es muy inferior a los 6.000 millones computados por el Ejecutivo.
Funcas realizó estos cálculos con un simulador informático que mide el impacto en el IRPF de los posibles cambios tributarios. Una de sus primeras tareas ha sido evaluar el beneficio que reportará al Estado la eliminación de la deducción de 400 euros, creada por el Gobierno en su día para fomentar el consumo y aliviar las dificultades de las familias perjudicadas por el aumento de los tipos de interés, que dispararon las facturas de las hipotecas y la inflación.
Su supresión, que el presidente del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, justifica con el argumento de que «han cambiado» las circunstancias, equivaldrá a un incremento del 7,6% del tipo medio del IRPF. El director de Funcas, Victorio Valle, cree que esta rebaja de 400 euros «nunca» debió establecerse.
La Fundación de las Cajas de Ahorro cifra en seis millones (poco más del 33%) los contribuyentes que no han obtenido ningún beneficio de esta medida en la última campaña de la Renta. Un total de 1,6 millones de pagadores (un 9%) se han beneficiado en parte y 10,5 millones han visto deducidos los 400 euros íntegros de sus declaraciones. Entre los pensionistas, 1,8 millones (el 49,54%) no dedujeron un solo euro por tener una pensión reducida, el 8,78% se benefició de forma parcial y el 41,7% recibió la devolución completa de los 400 euros. Los mayores porcentajes de contribuyentes favorecidos por la rebaja completa se encuentran en Madrid (68,51%) y Cataluña (65,28%), las comunidades autónomas de régimen común más ricas.
El simulador también ha servido para calcular el alcance de una eventual subida del tipo de interés aplicado a las rentas del capital, del 18% al 20%. En términos absolutos, el impacto recaudatorio de esta medida sería de 499,59 millones de euros, unos 250 millones por cada punto adicional en el tipo que grava el ahorro. En términos relativos, el aumento de la recaudación sería del 1,15%. Funcas asegura que el 53% de los declarantes de IRPF perderá con esta reforma, que resultará indiferente al 47% restante. La medida induce un aumento de la factura impositiva creciente con la renta, desde 3,1 euros para las más bajas hasta 1.227 para las más altas. Estas últimas aportarán 214,6 millones (el 43% del impacto de la reforma).
Los más ricos
Asimismo, una elevación del tipo máximo de la tarifa del IRPF del 43% al 50% aumentaría la recaudación en 1.299 millones, un 3,2%. En este caso, los más perjudicados serían los contribuyentes más ricos, con ingresos superiores a 42.122 euros al año, que verían aumentada su factura fiscal una media de 2.700 euros. No obstante, en algunos casos ese incremento supondría pagos extraordinarios al fisco de 6.500 euros.
El 69% de la recaudación adicional procedería de declarantes cuya principal fuente de ingresos es el trabajo asalariado, es decir, profesionales cualificados y con niveles de renta altos. El 10% provendría del capital y el 21% de actividades económicas de empresas y autónomos. El director de Funcas considera que el volumen total de ingresos a obtener con estos cambios está lejos de cubrir las necesidades del Gobierno, que aspira a paliar con 15.000 millones de recaudación adicional un déficit cercano al 10% del PIB a finales de este año.
Victorio Valle propone que, puestos a reformar el sistema tributario, «sería conveniente subir el tipo medio del IRPF», que grava los ingresos de las clases medias. «Si queremos efectos recaudatorios no hay otra solución», explicó.
Además, Funcas cree que para cumplir su objetivo el Ejecutivo deberá elevar dos puntos el IVA. La Fundación de las Cajas de Ahorro también sugiere eliminar las deducciones por vivienda, que supondrían otros 5.000 millones en los próximos diez años, y austeridad en el gasto. Para ello, la Fundación planteó, entre otras ideas, la posibilidad de reducir el número de funcionarios de la administración.

No hay comentarios: